Requisitos para la donación de sangre

La donación de sangre consiste, básicamente, en la extracción de 450 cc de sangre en unas bolsas con sustancias anticoagulantes que permiten que la sangre se mantenga en condiciones óptimas. Se trata de un proceso rápido y que no produce dolor en el donante y sin embargo, puede salvar muchas vidas.  Además, todo el procedimiento se realiza siguiendo unas pautas para proteger en todo momento, tanto la salud del donante como la del posible receptor. Por ello, antes de realizar la donación se hacen unas analíticas, o en su defecto, se revisan las últimas realizadas. Asimismo, el donante firmará el llamado “consentimiento informado”, un documento donde autoriza la donación.

A continuación, te ofrecemos algunos requisitos para la donación de sangre:

Ser mayor de 18 años. Por lo general el rango de edad es de los 18 a los 65, aunque dependerá en última instancia de la persona y de su estado de salud.

Tener un documento de identidad válido y en vigor. De esta forma podrán acreditar la edad del donante de una forma fiable.

Pesar como mínimo 50 kilos. Esto se debe a que en el caso de pesar menos, la extracción de sangre podría debilitar la salud del donante.

Tener los valores de presión arterial dentro de los límites que se consideran adecuados: la tensión baja entre 50 mm hg y 10 mm hg, la alta entre 90 mm y 18 mm hg y el pulso o frecuencia cardíaca entre 50 y 110 pulsaciones.

No tener fiebre y no haber padecido ninguna enfermedad en los últimos 7 días.

Además, es recomendable haber descansado por lo menos 6 horas la noche anterior y dependiendo de la hora a la que se done sangre, haber tomado un desayuno, almuerzo o cena completo.

Con respecto a la periodicidad de las donaciones, los hombres puedan donar un máximo de 4 veces al año y las mujeres 3 veces al año y entre cada donación de sangre total tiene que pasar un mínimo de 2 meses.